• Menu
  • Menu

Qué es el abuso de autoridad

El abuso de poder, también denominado abuso de autoridad, se da en aquellos casos en los que existe una extralimitación de funciones por parte de funcionarios públicos o autoridades mientras se encargan de ejercer su cargo.

Qué es el abuso de autoridad

Esto se puede identificar con el abuso de superioridad, recogido en el Código Penal, donde se establece como un agravante de la responsabilidad penal. En el artículo 22 del CP la norma hace referencia a la acción de ejecutar un hecho con abuso de superioridad o aprovechándose de las circunstancias del lugar, tiempo o auxilio de personas que perjudiquen a la defensa del ofendido es considerado delito.

En el artículo 35.1 de la Ley 30/92 de Procedimiento Administrativo se menciona que todo ciudadano tiene derecho a ser tratado con respecto por parte de funcionarios y autoridades; y en uno de sus apartados exige las responsabilidades a las Administraciones y al propio personal, en el caso de que corresponda de forma legal.

Por ello, siempre es aconsejable que todo ciudadano requerido por parte de las Fuerzas de Seguridad del Estado trate de facilitar su labor. Se debe, por lo tanto, cumplir con las obligaciones que cada ciudadano tiene, pero al mismo tiempo tener en cuenta nuestros derechos.

En aquellos casos en los que exista una situación de abuso de autoridad, indiferencia o amiguismo; se puede solicitar el número de identificación profesional del agente, siempre con amabilidad. Es un derecho que tienen los ciudadanos y, siempre que sea posible, deberá ser solicitado con testigos presentes.

Obligación de facilitar el número de identificación

Son muchas las personas que se preguntan si un policía tiene la obligación de facilitar el número  de identificación. En este sentido hay que tener en cuenta que todo agente está obligado a facilitar su número de identificación si se lo pide un ciudadano.

De hecho, tal y como se indica en el el artículo 18 del Real Decreto 1484/1987, de 4 de diciembre, sobre normas generales relativas a escalas, categorías, personal facultativo y técnico, uniformes, distintivos y armamento del Cuerpo Nacional de Policía,  la autoridad debe llevar su identificación en un lugar bien visible de su uniforme.

De esta forma, todos los uniformes deben llevar, de forma obligatoria la placa-emblema del cuerpo, indicando además el número de identificación personal. Se tendrá en cuenta que  que este deberá situarse en el pecho, por encima del bolsillo superior derecho de la prenda de uniformidad.

Esta norma se incumple en algunas ocasiones, como todos podemos comprobar, sobre todo por parte de los conocidos como “antidisturbios”; es decir, los agentes adscritos a las Unidades de Intervención Policial (U.I.P). Ante este tipo de incumplimientos hay que tener en cuenta que, a pesar de que no sea visible; el funcionario está obligado a facilitarlo a petición del ciudadano.

Además, tendrá la obligación de facilitar su nombre y apellidos, así como la unidad administrativa a la que pertenece. En el caso de los agentes de policía, los datos de carácter personal  que deben facilitar al ciudadano se sustituye por el  Número de Identificación Personal (N.I.P.),  más conocido como “número de placa”.

Cómo actuar si el agente se niega a facilitar su NIP

Puede darse el caso de que el agente de la policía se niegue a dar sesta información, y que para ello conteste de manera evasiva o incluso pueda llegar a facilitar un Número de Identificación Personal incorrecto.

En este tipo de casos lo más aconsejable es requerir la presencia de su superior jearárquico; y trasladarle a este los hechos, comunicando el incumplimiento por la negativa del agente; y lo que es más importante, es contar en todo momento con testigos del incumplimiento de cada a una posterior reclamación o denuncia contra el policía o su superior si no atiende las reclamaciones realizadas.

Es recomendable también te recordar el número de matrícula o el número de identificación del vehículo utilizado por el agente o agentes que se niegan a identificarse. Además, también se puede tomar nota del NIP que sí se pueda ver en alguno de los otros agentes que han estado cerca del lugar de los hechos.

De igual forma, es conveniente siempre estar acompañado de otras personas cuando haya algún tipo de incidente con la policía; y sobre todo en aquellos casos en los que nos encontramos con solicitudes de identificación. Estas personas pueden tener un papel clave a la hora de declarar como testigos en el caso de que todo lo acontecido derive en un procedimiento judicial.

¿Me puedo negar a identificarme?

En el caso de que seas tú el que no quiere identificarse, puedes negarte a ello, pero no es lo más recomendable. Al hacerlo estarás permitiendo al agente que te lleve a comisaria para identificarte; y es un procedimiento por el que no merece la pena pasar; y es que de todas formas conseguirán identificarte. Si no has hecho nada, no tienes de qué preocuparte.

Etiquetas:
Categorías:

¿Alguna duda? Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *